Como puedes cambiar un neumático pinchado

Es muy importante tener en consideración que tu coche puede estar en buen estado, pero un neumático se puede pinchar en cualquier momento. Si necesitas repuestos para tu coche, los de mejor calidad del mercado los encontrarás en tudesguace, porque allí tendrás siempre la mejor relación entre calidad y precio.

Sin embargo, debes tener claro el procedimiento básico para cambiar un neumático cuando este se pincha porque así podrás conseguir los resultados deseados. Por este motivo, te preparé este post con los pasos fundamentales para que puedas conseguir el éxito cambiando tu neumático.

Pasos para el cambio de un neumático pinchado

Cambiar un neumático pinchado es realmente sencillo, lo único que debes tener presente para hacerlo es lo siguiente:

Aparca el coche en un lugar seguro

Es indispensable aparcar el coche en un lugar seguro antes de comenzar con el proceso, y que este sea completamente plano para evitar accidentes. Coloca elementos de señalización como el triángulo o las luces de emergencia del coche para alertar a otros conductores de tu presencia.

Si es de noche, será indispensable que utilices un chaleco reflectivo para que puedas conseguir los resultados deseados. Una ve que estás en un lugar seguro, será el momento de ir por los elementos que necesitarás como el gato y la llave para quitar el neumático.

Bajando el neumático pinchado

Será el momento de proceder a bajar el neumático pinchado, y para ello será vital que aflojes levemente las tuercas antes de subir el neumático en el gato. Cuando hagas esto, es el momento de subir el coche en el gato, y proceder a quitar las tuercas del mismo.

Baja el neumático y en este momento debes asegurarte de colocarlo bajo el coche junto al gato para tener una mayor seguridad. Cuando ya esté todo listo será el momento de ir por el neumático de repuesto.

Instala el neumático de repuesto

Para colocar el neumático de repuesto en su lugar bastará con fijarlo con las tuercas en la posición indicada. En todo caso, tendrás que asegurarte de que el neumático de repuesto se pueda sostener por sí solo antes de bajar el coche al suelo nuevamente.

Antes de bajar el coche del gato, retira el neumático que se encuentra debajo, y cuando ya esté en el suelo debes apretar nuevamente las tuercas con todas tus fuerzas para evitar accidentes más adelante. Por último, simplemente recoge las herramientas utilizadas y ya puedes continuar con tu camino.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.